/ sábado 21 de mayo de 2022

Luis H. Álvarez, un personaje ejemplar

Por: Ricardo Huerta

En 1986 el mundo giró sus ojos hacia Chihuahua; cuando vivía un trascendente suceso en la política mexicana.

Chihuahua vio nacer en 1919 a uno de sus hijos más destacados en su historia, Luis Hector Álvarez, quien entre todos sus logros se caracteriza el liderar la moralidad de una tierra de chihuahuenses dispuestos a pelear por la democracia que en esos entonces se veía atacada por el Partido Revolucionario Institucional.

Quienes militamos en el PAN sabemos que el partido no podría ser el mismo sin la influencia de uno de los más grandes políticos mexicanos como lo es don Luis. Por ello hoy con mucho orgullo conmemoramos su aniversario luctuoso, manteniendo su recuerdo y enseñanzas entre las nuevas generaciones de panistas y no panistas.

En el año de 1986 siendo alcalde de la capital del estado de Chihuahua se pronunció en una huelga de hambre que duró alrededor de 41 días en los que reclamaba por las denuncias del fraude electoral en las elecciones locales. Desde entonces el panismo chihuahuense ha destacado en sus manifestaciones de justicia y apego a la ley en cada comicio electoral a la fecha, siendo éste el partido político con mayor responsabilidad de liderar esta causa común para los chihuahuenses.

Se considera a este hombre emblemático un baluarte del panismo, ya que quienes han militado en el PAN saben que su ejemplo refleja cómo debemos ser percibidos los panistas: personas de valores tradicionales en una lucha permanente por la democracia.

Murió a los 96 años, satisfecho consigo mismo de haber logrado ver el cambio democrático que transformó la vida política del país. Recordamos sus pensamientos hoy más que nunca:

“Mientras haya quienes carecen de lo más necesario para una vida digna, no podemos sentirnos satisfechos ni como personas ni como país”.


Por: Ricardo Huerta

En 1986 el mundo giró sus ojos hacia Chihuahua; cuando vivía un trascendente suceso en la política mexicana.

Chihuahua vio nacer en 1919 a uno de sus hijos más destacados en su historia, Luis Hector Álvarez, quien entre todos sus logros se caracteriza el liderar la moralidad de una tierra de chihuahuenses dispuestos a pelear por la democracia que en esos entonces se veía atacada por el Partido Revolucionario Institucional.

Quienes militamos en el PAN sabemos que el partido no podría ser el mismo sin la influencia de uno de los más grandes políticos mexicanos como lo es don Luis. Por ello hoy con mucho orgullo conmemoramos su aniversario luctuoso, manteniendo su recuerdo y enseñanzas entre las nuevas generaciones de panistas y no panistas.

En el año de 1986 siendo alcalde de la capital del estado de Chihuahua se pronunció en una huelga de hambre que duró alrededor de 41 días en los que reclamaba por las denuncias del fraude electoral en las elecciones locales. Desde entonces el panismo chihuahuense ha destacado en sus manifestaciones de justicia y apego a la ley en cada comicio electoral a la fecha, siendo éste el partido político con mayor responsabilidad de liderar esta causa común para los chihuahuenses.

Se considera a este hombre emblemático un baluarte del panismo, ya que quienes han militado en el PAN saben que su ejemplo refleja cómo debemos ser percibidos los panistas: personas de valores tradicionales en una lucha permanente por la democracia.

Murió a los 96 años, satisfecho consigo mismo de haber logrado ver el cambio democrático que transformó la vida política del país. Recordamos sus pensamientos hoy más que nunca:

“Mientras haya quienes carecen de lo más necesario para una vida digna, no podemos sentirnos satisfechos ni como personas ni como país”.


ÚLTIMASCOLUMNAS
sábado 23 de abril de 2022

Decisiones valientes

Ricardo Huerta

lunes 15 de noviembre de 2021

Aciertos de Maru

Por Ricardo Huerta Desde que comenzó la actual administración estatal hemos estado observando en las redes sociales de la Gobernadora cómo su agenda se ha diversificado y ha puesto principal énfasis en las relaciones con actores políticos de talla nacional, pero también con embajadores de otros países, lo cual resulta en un acierto por parte de la Gobernadora y una referencia para conocer la capacidad que tiene Maru de estar en las esferas de más alto nivel. Desde que se convirtió en Gobernadora de uno de los estados que representa mayor dinamismo en sus relaciones exteriores, Maru ha sabido distribuir sus esfuerzos y se ha posicionado naturalmente como uno de los perfiles más fuertes que tiene la ciudadanía que la acompaña para seguirlos abanderando en futuros proyectos. Por ello, ahora se le distingue por reforzar lazos diplomáticos y de cooperación económica con representantes de otros países y con empresas extranjeras, trayendo consigo mayores incentivos a Chihuahua en materia de empleo e innovación. Con esto, Maru busca no sólo posicionar a Chihuahua como centro del desarrollo económico en el norte del país, sino que todo México sepa que en Chihuahua se está gobernando bien y para todos. Sandra Shaddik (Canadá), Ragnhild Imerslund (Noruega), representantes de la Organización de las Naciones Unidas y de la UNICEF, la Organización Internacional para las Migraciones, además de ser reconocida como una de las mujeres que más inspiran de México, entre otros reconocimientos y acciones han llevado a la Gobernadora de Chihuahua a otro nivel. Resultará interesante ver lo que la Gobernadora prepara para seguir con esa agenda de relaciones públicas que sin duda la están perfilando como una de las favoritas del panismo de orden nacional para representarnos en espacios cada vez de mayor nivel.

Ricardo Huerta

martes 19 de octubre de 2021

Viviendas de calidad

Ricardo Huerta

lunes 20 de septiembre de 2021

82 años de acción

Ricardo Huerta