/ viernes 10 de julio de 2020

Estas son las obras que dejó el exgobernador sin terminar en Parral

En la "capital del mundo" estas obras son testimonio del olvido de un beneficio cultural, espiritual y deportivo que nunca llegó

PARRAL, Chih.- El Teatro Stallforth, la Planta Tratadora de Aguas Negras, la mega y el polideportivo, el teleférico y la remodelación de un templo de valor histórico en la comunidad de Villa Escobedo es la lista de obras que se quedaron en el olvido desde la administración del ahora detenido y exgobernador de Chihuahua César D. J. Recursos millonarios y testimonio de la probable corrupción que existe en torno al exmandatario son parte de la historia en estos inmuebles en Parral.

Si te gusta estar informado, suscríbete a nuestro NEWSLETTER y recibe todas las mañanas las noticias más importantes de Chihuahua. Da clic aquí, es gratis

Dos de ellas siguen esperanzando en resurgir por la actual administración que ha invertido recursos para ir concluyendo estos lugares que prometían un beneficio cultural, espiritual y deportivo para los habitantes de la capital del mundo.

En total son seis obras que fueron prometidas al pueblo de Parral en la administración de César D., quien fue detenido el miércoles en Florida, Estados Unidos, al contar con órdenes de aprehensión y extradición al acusársele de presunto enriquecimiento ilícito. Los inmuebles siguen a la espera de que se concluyan y hasta ahora sólo dos de ellos parecen tener seguimiento por las actuales administraciones tanto municipal como estatal.

El listado nombra a la Mega y el Polideportivo, el Teatro Stallforth, la Planta Tratadora de Aguas Residuales, el teleférico y la rehabilitación del templo de San Diego, cuya promesa de ser entregadas sigue vigente y sólo dos de ellas están avanzando por gestiones de los actuales gobiernos.

Fueron recursos millonarios en estas obras que quedaron inconclusas desde la administración del exmandatario César D. En Parral son testimonio del olvido y dos de ellas siguen esperanzando a los parralenses que desde hace varios años han visto cómo el tiempo sigue su curso y no se concluyen.

TEATRO STALLFORTH, UN AUDITORIO PROMETIDO

Ubicada en el centro histórico de Parral, al interior del antiguo edificio Stallforth que actualmente es un recinto rescatado por la actual administración, se encuentran los vestigios de una obra abandonada, que era la esperanza de artistas locales y foráneos para que Parral tuviera un teatro-auditorio de talla profesional

Desde 2012, el exmandatario hizo el anuncio de que se edificaría un recinto cultural que contaría con un teatro de talla internacional con una capacidad para mil y el cual estaba destinado a formar parte del Centro de Convenciones en el antiguo edificio de la Casa Stallforth, ubicado en el Centro de la ciudad.

El arranque de la obra inició ese mismo año, y las labores de restauración del recinto y de la integración de la estructura necesaria que requiere un teatro colonial, que además prometía ser un auditorio que repuntaría la escena cultural de la ciudad, no pararon durante varios años.

La obra de construcción del teatro en el antiguo edificio Stallforth se detuvo, convirtiéndose en un “elefante blanco” en pleno Centro de la ciudad, siendo hasta la actual administración cuando se le dio seguimiento, logrando restaurar el área de convenciones.

Prueba de ello es que en la parte trasera del antiguo edificio Stallforth, ubicado a un costado de Catedral, se puede observar maquinaria parada y abandonada, así como los trabajos a medias en obra negra del interior en lo que corresponde a la sala, incluyendo el escenario y la instalación eléctrica e hidráulica, además de material y escombro amontonado.

En su momento, la millonaria inversión anunciada no se vio, ya que el recinto se quedó en obra negra y según un comunicado del gobierno estatal actual, dirigido por Javier Corral, asegura que se requieren 40 millones de pesos para lograr la conclusión del teatro.

MEGA DEPORTIVA

Pese a que el inmueble de la megadeportiva luce concluido, desde 2010 no se ha dado una inauguración de la obra. Con una inversión de 35 millones de pesos en un inicio en la administración de Miguel Jurado, su inauguración ya tiene nueve años de no pasar de promesa a realidad.

En 2018, el entonces y actual director de Obras Públicas Municipales, Alberto Camarena, dijo al cuestionarlo sobre los motivos del por qué esta obra no había sido inaugurada, afirmó que se estaba a la espera de que se concretara la entrega-recepción con la empresa constructora y se pueda echar a andar la culminación para su apertura. Hasta ahora se sigue esperando esto.

El 16 de octubre de 2010, el exmandatario, en su tercera visita, se encargó de colocar la primera piedra, lo que encendía las ilusiones a la ciudadanía al dar a conocer la inversión que se habría de aplicar, para este espacio que prometía un paraíso para los deportistas, con una piscina olímpica.

En su momento, el entonces mandatario estatal anunció que serían 60 millones de pesos en donde colocaron 2 parques de beisbol, 7 canchas de usos múltiples, 2 de raquetbol, 4 de frontón, 1 de futbol rápido, 1 campo de mini golf, juegos infantiles y hasta una fuente de sodas. Incluso un salón de la fama y otro de usos múltiples.

No obstante, los años pasaron y no había avance en la megadeportiva, por lo cual fue hasta el 4 de enero de 2014, cuando se informó por parte del entonces gobernador, la entrega del cheque de 34 millones 965 mil pesos para establecer la obra de inmediato.

El 13 de octubre de 2015 se informó por parte de Obras Públicas que la obra iba a un avance del 65%, ya que faltaba habilitar por completo la alberca semiolímpica. Explicó que el edificio, donde se tendría un gimnasio de usos múltiples, estaba prácticamente terminado y en él se podrán practicar deportes como el box, karate y gimnasia, entre otros.

Al día de hoy, sólo se puede observar dos edificios, los cuales albergan la Alberca Olímpica y otro más del cual se puede observar desde afuera que luce como una cancha, pero dado a que no se permitió el acceso, es desconocido lo que guarda este lugar que parece estar en funcionamiento, ya que el tiempo no ha dejado estragos comparándolo con su homólogo el Polideportivo.

TELEFÉRICO

Un proyecto destinado a embellecer y fortalecer el turismo en la ciudad quedó estancado desde el 2014, luego de que el Instituto Nacional de Antropología e Historia suspendiera la continuación del “Teleférico” de la ciudad, por cuestiones de haber sido diseñado para su cimentación el centro histórico y según el INAH esto afectaría el patrimonio cultural y hasta entonces no se ha determinado un nuevo trazo para que esta obra prometida siga su curso y no permanezca en el olvido y la postergación, quedando inconcluso.

Entre promesas y anuncios de posibles vías que puedan dar continuidad al proyecto del Teleférico, que desde 2014 está estancado para proteger el patrimonio cultural de la ciudad, los recursos erogados para este fin se están oxidando y quizá perdiendo porque las piezas del mismo no se sabe dónde están actualmente.

El teleférico ha sido tema polémico con el correr de los procesos de instalación, al punto que la realización de la estructura está en pausa, luego que fuera suspendida por el Instituto Nacional de Antropología e Historia, en 2014.

Apenas a inicios de este mes se volvió a tocar el tema cuando la coordinadora nacional de Monumentos Históricos, Valeria Valero, y el director del INAH Chihuahua visitaron la ciudad para recibir el planteamiento técnico que podría desfogar la construcción de esta ambiciosa obra turística.

Las instrucciones del Instituto Nacional de Antropología e Historia, que se encarga de proteger el patrimonio cultural de la nación, son claras, se busca que no se dañe el centro histórico. Aunque hace apenas un mes se anunció que aunque no existe un acuerdo definitivo, hay condiciones para construir una solución.

PLANTA TRATADORA DE AGUAS RESIDUALES

La obra fue remodelada con 98 millones de pesos por el entonces gobernador César D. en 2015 y que pretendía beneficiar a 105 mil habitantes con el tratamiento de aguas residuales que podrían reutilizarse para el riego agrícola y áreas verdes, hoy sólo funciona un 18% de su capacidad y se requieren $20 millones para que funcione como se había prometido en su momento, convirtiéndola en el “elefante blanco” que con bombo y platillo fue inaugurado hace cinco años para que a la fecha solamente opere a un mínimo de lo que se prometió.

Era el 23 de julio de 2015 y el entonces gobernador del estado César D. arribaba a la ciudad junto con el entonces director de la Conagua nacional, Roberto Ramírez de la Parra. La misión, dar por inaugurada la tan esperada planta tratadora de aguas residuales.

Con las autoridades municipales ya instaladas, los mensajes de las autoridades, primeramente Miguel Jurado, entonces alcalde de Parral, hizo el entremés para que el exmandatario diera su mensaje, quien primeramente elogió al titular nacional de la Conagua.

“Con esta obra hidráulica se verá beneficiada una población de 105 mil habitantes. Se espera iniciar operaciones con un flujo de agua residual de 210 litros por segundo, el cual se podrá reutilizarse para riego agrícola, en riego de parques, jardines y en procesos industriales que así lo requieran”, fueron sus palabras previo a la instalación de la placa.

La realidad de las cosas se hizo presente al seguir las administraciones, pues los beneficios augurados no se hacían factibles y fue así como se dio a conocer que esta obra sólo quedó en fachada al no haberse construido al 100%, captando sólo agua que fluye por el río Parral.

El presidente encargado de la JMAS, Víctor Gutiérrez, declaró que sólo un 18% del recurso hídrico es tratado, por lo que deja a esta planta como inoperable, siendo usada únicamente dos veces al mes para proveer el vital líquido que es aprovechado por los agricultores del ejido Maclovio Herrera.

La planta, hasta la fecha, nunca ha podido trabajar al cien por ciento, el titular de la JMAS, Víctor Gutiérrez, agregó que para poder hacer que la planta inicie, se debe contar con poco más de 9 millones de pesos. Explicó que le falta una pequeña planta de pretratamiento de aguas negras que vienen del recolector. Ésta no se terminó. De igual forma, un reactor biológico presenta detalles, como piezas que nunca fueron colocadas, entre otras que no instalaron.

TEMPLO DE SAN DIEGO EN VILLA ESCOBEDO

En la comunidad de Villa Escobedo –Minas Nuevas-, se ubica el templo de San Diego de Minas Nuevas, el cual data del siglo XVIII y también se encuentra entre escombros y trabajos inconclusos.

La obra fue abandonada desde 2016 y fue desde febrero de 2013 cuando en aquel entonces el Instituto Chihuahuense de la Cultura, dentro de sus programas, planeó dar rescate al templo de Villa Escobedo, el cual ya era prácticamente ruinas; incluso parte de sus muros habían comenzado a desmoronarse.

A partir del 25 de febrero se aplicó un recurso para empezar a reconstruirlo debido a su valor histórico; la estructura data del siglo XVIII, por lo cual pretendían restar y que luciera como en aquellos tiempos.

Para julio de 2013 los trabajos se podían observar que iban acordes a las técnicas de aquellos años, puesto que los adobones y las vigas de madera aún se observan esperando ser colocados. Cerca de año y medio antes de que iniciaran los trabajos, el templo estaba en ruinas; no contaba con techos y sus muros tenían un gran deterioro.

Empero, ya se podía observar que las paredes han sido levantadas y reconstruidas, 20 vigas de madera fueron instaladas en el techo y desde el interior lucían como si estuviera parado en un edificio antiguo.

El jefe del área de patrimonio y gestión cultural, arquitecto Luis Fernando Armendáriz Ledezma, dio a conocer que el rescate había avanzado 10%. El 21 de febrero de 2015 dieron a conocer que se tenía un avance de 50%. Se dijo que esperaban aplicar ese año 1 millón de pesos en los trabajos a través de Conaculta, con lo que proyectaban concretar la obra y que quedara dentro de la ruta turística.

Se mencionó que es una obra arquitectónica en que la idea era devolverle el uso con motivos religiosos; además proyectan que una vez terminada la obra podría ser sede de eventos culturales. Se explicó que los procesos de restauración son muy delicados, lo que hace que la obra a veces se prolongara o se hiciera lenta. Aseguraron que tenían contemplado que el proyecto estuviera finalizado antes de concluir la Administración estatal.

Hay muros y paredes con escurrimiento, agrietamiento en los pisos, manchas en el yeso y la pintura; no cuenta con puerta, lo que hace viable la entrada de personas ajenas que puedan dañar o alterar la construcción.

A la fecha no se ha dicho que se da continuidad a la restauración, por lo que cada día se acerca más a formar parte de un vestigio histórico que terminará por ceder al paso del tiempo hasta convertirse en ruinas y luego el perpetuo olvido.

UN POLIDEPORTIVO ABANDONADO SIRVE DE BODEGA

El Polideportivo, en el olvido. La obra ha hecho polémica y está en el plano jurídico que se pueda seguir realizando. Era una de las proyectadas para impulsar el deporte por el presidente de la República. Pero al final un contratista decidió no terminarla y se quedó con el recurso. El edificio luce como un “elefante blanco” ante la ilusión de tener más espacios deportivos.

La historia de este viacrucis nació cuando el 25 de agosto de 2014 fue anunciado por el expresidente Miguel Jurado, que el Gobierno del Estado había aprobado que fuera Parral el beneficiado con la obra que se construiría con 50 millones de pesos. Constaría de un gimnasio de usos múltiples para practicar karate, box, taekwondo, gimnasia, así como una alberca semiolímpica.

Incluso, ya planeaban una segunda etapa en donde incluyera seis campos de futbol y una pista de motocross; todo el complejo estaría en instalaciones de mina La Prieta. Era una obra de las promesas de campaña de Enrique Peña Nieto.

El 22 de noviembre se firmó el convenio de suficiencia presupuestal para que la inversión de 50 millones de pesos llegara a nuestra ciudad; se contempló que fuera a mediados de 2015 cuando concluiría la flamante infraestructura.

La primera parte del recurso llegó el 28 de marzo de 2015, cuando habían liberado los primeros 34 millones 600 mil pesos. Por lo tanto, en una semana iniciarían los trabajos, además habilitarían tres vialidades que conducirían al moderno complejo.

Pero fue hasta septiembre cuando iniciaron los trabajos, en octubre se dio a conocer que la empresa constructora se había declarado sin solvencia económica para terminar en el plazo acordado.

En los accesos al complejo se denota un notable descuido, escombros y basura se encuentran en el camino trasero del edificio, por donde las personas ingresan, ya que no hay seguridad. Una piscina olímpica luce vacía.

El interior está descuidado, pueden observarse bultos de yeso abandonados por los trabajadores que daban vida al lugar, además la butaquería que no se ha instalado en el Foro Villista.

Los vidrios que se instalaron en el complejo se están rompiendo por el viento que no pueden ser resistidas por los soportes de los cristales, de los cuales algunos yacen rotos en el piso.

Debido a la nula vigilancia, hay un cerco por la parte trasera por el cual fácilmente se puede acceder a pie y así observar el interior del Polideportivo, el cual se muestra claramente descuidado y abandonado.

Te recomendamos:

Foto: Cortesía | Ricardo Ortega

PARRAL, Chih.- El Teatro Stallforth, la Planta Tratadora de Aguas Negras, la mega y el polideportivo, el teleférico y la remodelación de un templo de valor histórico en la comunidad de Villa Escobedo es la lista de obras que se quedaron en el olvido desde la administración del ahora detenido y exgobernador de Chihuahua César D. J. Recursos millonarios y testimonio de la probable corrupción que existe en torno al exmandatario son parte de la historia en estos inmuebles en Parral.

Si te gusta estar informado, suscríbete a nuestro NEWSLETTER y recibe todas las mañanas las noticias más importantes de Chihuahua. Da clic aquí, es gratis

Dos de ellas siguen esperanzando en resurgir por la actual administración que ha invertido recursos para ir concluyendo estos lugares que prometían un beneficio cultural, espiritual y deportivo para los habitantes de la capital del mundo.

En total son seis obras que fueron prometidas al pueblo de Parral en la administración de César D., quien fue detenido el miércoles en Florida, Estados Unidos, al contar con órdenes de aprehensión y extradición al acusársele de presunto enriquecimiento ilícito. Los inmuebles siguen a la espera de que se concluyan y hasta ahora sólo dos de ellos parecen tener seguimiento por las actuales administraciones tanto municipal como estatal.

El listado nombra a la Mega y el Polideportivo, el Teatro Stallforth, la Planta Tratadora de Aguas Residuales, el teleférico y la rehabilitación del templo de San Diego, cuya promesa de ser entregadas sigue vigente y sólo dos de ellas están avanzando por gestiones de los actuales gobiernos.

Fueron recursos millonarios en estas obras que quedaron inconclusas desde la administración del exmandatario César D. En Parral son testimonio del olvido y dos de ellas siguen esperanzando a los parralenses que desde hace varios años han visto cómo el tiempo sigue su curso y no se concluyen.

TEATRO STALLFORTH, UN AUDITORIO PROMETIDO

Ubicada en el centro histórico de Parral, al interior del antiguo edificio Stallforth que actualmente es un recinto rescatado por la actual administración, se encuentran los vestigios de una obra abandonada, que era la esperanza de artistas locales y foráneos para que Parral tuviera un teatro-auditorio de talla profesional

Desde 2012, el exmandatario hizo el anuncio de que se edificaría un recinto cultural que contaría con un teatro de talla internacional con una capacidad para mil y el cual estaba destinado a formar parte del Centro de Convenciones en el antiguo edificio de la Casa Stallforth, ubicado en el Centro de la ciudad.

El arranque de la obra inició ese mismo año, y las labores de restauración del recinto y de la integración de la estructura necesaria que requiere un teatro colonial, que además prometía ser un auditorio que repuntaría la escena cultural de la ciudad, no pararon durante varios años.

La obra de construcción del teatro en el antiguo edificio Stallforth se detuvo, convirtiéndose en un “elefante blanco” en pleno Centro de la ciudad, siendo hasta la actual administración cuando se le dio seguimiento, logrando restaurar el área de convenciones.

Prueba de ello es que en la parte trasera del antiguo edificio Stallforth, ubicado a un costado de Catedral, se puede observar maquinaria parada y abandonada, así como los trabajos a medias en obra negra del interior en lo que corresponde a la sala, incluyendo el escenario y la instalación eléctrica e hidráulica, además de material y escombro amontonado.

En su momento, la millonaria inversión anunciada no se vio, ya que el recinto se quedó en obra negra y según un comunicado del gobierno estatal actual, dirigido por Javier Corral, asegura que se requieren 40 millones de pesos para lograr la conclusión del teatro.

MEGA DEPORTIVA

Pese a que el inmueble de la megadeportiva luce concluido, desde 2010 no se ha dado una inauguración de la obra. Con una inversión de 35 millones de pesos en un inicio en la administración de Miguel Jurado, su inauguración ya tiene nueve años de no pasar de promesa a realidad.

En 2018, el entonces y actual director de Obras Públicas Municipales, Alberto Camarena, dijo al cuestionarlo sobre los motivos del por qué esta obra no había sido inaugurada, afirmó que se estaba a la espera de que se concretara la entrega-recepción con la empresa constructora y se pueda echar a andar la culminación para su apertura. Hasta ahora se sigue esperando esto.

El 16 de octubre de 2010, el exmandatario, en su tercera visita, se encargó de colocar la primera piedra, lo que encendía las ilusiones a la ciudadanía al dar a conocer la inversión que se habría de aplicar, para este espacio que prometía un paraíso para los deportistas, con una piscina olímpica.

En su momento, el entonces mandatario estatal anunció que serían 60 millones de pesos en donde colocaron 2 parques de beisbol, 7 canchas de usos múltiples, 2 de raquetbol, 4 de frontón, 1 de futbol rápido, 1 campo de mini golf, juegos infantiles y hasta una fuente de sodas. Incluso un salón de la fama y otro de usos múltiples.

No obstante, los años pasaron y no había avance en la megadeportiva, por lo cual fue hasta el 4 de enero de 2014, cuando se informó por parte del entonces gobernador, la entrega del cheque de 34 millones 965 mil pesos para establecer la obra de inmediato.

El 13 de octubre de 2015 se informó por parte de Obras Públicas que la obra iba a un avance del 65%, ya que faltaba habilitar por completo la alberca semiolímpica. Explicó que el edificio, donde se tendría un gimnasio de usos múltiples, estaba prácticamente terminado y en él se podrán practicar deportes como el box, karate y gimnasia, entre otros.

Al día de hoy, sólo se puede observar dos edificios, los cuales albergan la Alberca Olímpica y otro más del cual se puede observar desde afuera que luce como una cancha, pero dado a que no se permitió el acceso, es desconocido lo que guarda este lugar que parece estar en funcionamiento, ya que el tiempo no ha dejado estragos comparándolo con su homólogo el Polideportivo.

TELEFÉRICO

Un proyecto destinado a embellecer y fortalecer el turismo en la ciudad quedó estancado desde el 2014, luego de que el Instituto Nacional de Antropología e Historia suspendiera la continuación del “Teleférico” de la ciudad, por cuestiones de haber sido diseñado para su cimentación el centro histórico y según el INAH esto afectaría el patrimonio cultural y hasta entonces no se ha determinado un nuevo trazo para que esta obra prometida siga su curso y no permanezca en el olvido y la postergación, quedando inconcluso.

Entre promesas y anuncios de posibles vías que puedan dar continuidad al proyecto del Teleférico, que desde 2014 está estancado para proteger el patrimonio cultural de la ciudad, los recursos erogados para este fin se están oxidando y quizá perdiendo porque las piezas del mismo no se sabe dónde están actualmente.

El teleférico ha sido tema polémico con el correr de los procesos de instalación, al punto que la realización de la estructura está en pausa, luego que fuera suspendida por el Instituto Nacional de Antropología e Historia, en 2014.

Apenas a inicios de este mes se volvió a tocar el tema cuando la coordinadora nacional de Monumentos Históricos, Valeria Valero, y el director del INAH Chihuahua visitaron la ciudad para recibir el planteamiento técnico que podría desfogar la construcción de esta ambiciosa obra turística.

Las instrucciones del Instituto Nacional de Antropología e Historia, que se encarga de proteger el patrimonio cultural de la nación, son claras, se busca que no se dañe el centro histórico. Aunque hace apenas un mes se anunció que aunque no existe un acuerdo definitivo, hay condiciones para construir una solución.

PLANTA TRATADORA DE AGUAS RESIDUALES

La obra fue remodelada con 98 millones de pesos por el entonces gobernador César D. en 2015 y que pretendía beneficiar a 105 mil habitantes con el tratamiento de aguas residuales que podrían reutilizarse para el riego agrícola y áreas verdes, hoy sólo funciona un 18% de su capacidad y se requieren $20 millones para que funcione como se había prometido en su momento, convirtiéndola en el “elefante blanco” que con bombo y platillo fue inaugurado hace cinco años para que a la fecha solamente opere a un mínimo de lo que se prometió.

Era el 23 de julio de 2015 y el entonces gobernador del estado César D. arribaba a la ciudad junto con el entonces director de la Conagua nacional, Roberto Ramírez de la Parra. La misión, dar por inaugurada la tan esperada planta tratadora de aguas residuales.

Con las autoridades municipales ya instaladas, los mensajes de las autoridades, primeramente Miguel Jurado, entonces alcalde de Parral, hizo el entremés para que el exmandatario diera su mensaje, quien primeramente elogió al titular nacional de la Conagua.

“Con esta obra hidráulica se verá beneficiada una población de 105 mil habitantes. Se espera iniciar operaciones con un flujo de agua residual de 210 litros por segundo, el cual se podrá reutilizarse para riego agrícola, en riego de parques, jardines y en procesos industriales que así lo requieran”, fueron sus palabras previo a la instalación de la placa.

La realidad de las cosas se hizo presente al seguir las administraciones, pues los beneficios augurados no se hacían factibles y fue así como se dio a conocer que esta obra sólo quedó en fachada al no haberse construido al 100%, captando sólo agua que fluye por el río Parral.

El presidente encargado de la JMAS, Víctor Gutiérrez, declaró que sólo un 18% del recurso hídrico es tratado, por lo que deja a esta planta como inoperable, siendo usada únicamente dos veces al mes para proveer el vital líquido que es aprovechado por los agricultores del ejido Maclovio Herrera.

La planta, hasta la fecha, nunca ha podido trabajar al cien por ciento, el titular de la JMAS, Víctor Gutiérrez, agregó que para poder hacer que la planta inicie, se debe contar con poco más de 9 millones de pesos. Explicó que le falta una pequeña planta de pretratamiento de aguas negras que vienen del recolector. Ésta no se terminó. De igual forma, un reactor biológico presenta detalles, como piezas que nunca fueron colocadas, entre otras que no instalaron.

TEMPLO DE SAN DIEGO EN VILLA ESCOBEDO

En la comunidad de Villa Escobedo –Minas Nuevas-, se ubica el templo de San Diego de Minas Nuevas, el cual data del siglo XVIII y también se encuentra entre escombros y trabajos inconclusos.

La obra fue abandonada desde 2016 y fue desde febrero de 2013 cuando en aquel entonces el Instituto Chihuahuense de la Cultura, dentro de sus programas, planeó dar rescate al templo de Villa Escobedo, el cual ya era prácticamente ruinas; incluso parte de sus muros habían comenzado a desmoronarse.

A partir del 25 de febrero se aplicó un recurso para empezar a reconstruirlo debido a su valor histórico; la estructura data del siglo XVIII, por lo cual pretendían restar y que luciera como en aquellos tiempos.

Para julio de 2013 los trabajos se podían observar que iban acordes a las técnicas de aquellos años, puesto que los adobones y las vigas de madera aún se observan esperando ser colocados. Cerca de año y medio antes de que iniciaran los trabajos, el templo estaba en ruinas; no contaba con techos y sus muros tenían un gran deterioro.

Empero, ya se podía observar que las paredes han sido levantadas y reconstruidas, 20 vigas de madera fueron instaladas en el techo y desde el interior lucían como si estuviera parado en un edificio antiguo.

El jefe del área de patrimonio y gestión cultural, arquitecto Luis Fernando Armendáriz Ledezma, dio a conocer que el rescate había avanzado 10%. El 21 de febrero de 2015 dieron a conocer que se tenía un avance de 50%. Se dijo que esperaban aplicar ese año 1 millón de pesos en los trabajos a través de Conaculta, con lo que proyectaban concretar la obra y que quedara dentro de la ruta turística.

Se mencionó que es una obra arquitectónica en que la idea era devolverle el uso con motivos religiosos; además proyectan que una vez terminada la obra podría ser sede de eventos culturales. Se explicó que los procesos de restauración son muy delicados, lo que hace que la obra a veces se prolongara o se hiciera lenta. Aseguraron que tenían contemplado que el proyecto estuviera finalizado antes de concluir la Administración estatal.

Hay muros y paredes con escurrimiento, agrietamiento en los pisos, manchas en el yeso y la pintura; no cuenta con puerta, lo que hace viable la entrada de personas ajenas que puedan dañar o alterar la construcción.

A la fecha no se ha dicho que se da continuidad a la restauración, por lo que cada día se acerca más a formar parte de un vestigio histórico que terminará por ceder al paso del tiempo hasta convertirse en ruinas y luego el perpetuo olvido.

UN POLIDEPORTIVO ABANDONADO SIRVE DE BODEGA

El Polideportivo, en el olvido. La obra ha hecho polémica y está en el plano jurídico que se pueda seguir realizando. Era una de las proyectadas para impulsar el deporte por el presidente de la República. Pero al final un contratista decidió no terminarla y se quedó con el recurso. El edificio luce como un “elefante blanco” ante la ilusión de tener más espacios deportivos.

La historia de este viacrucis nació cuando el 25 de agosto de 2014 fue anunciado por el expresidente Miguel Jurado, que el Gobierno del Estado había aprobado que fuera Parral el beneficiado con la obra que se construiría con 50 millones de pesos. Constaría de un gimnasio de usos múltiples para practicar karate, box, taekwondo, gimnasia, así como una alberca semiolímpica.

Incluso, ya planeaban una segunda etapa en donde incluyera seis campos de futbol y una pista de motocross; todo el complejo estaría en instalaciones de mina La Prieta. Era una obra de las promesas de campaña de Enrique Peña Nieto.

El 22 de noviembre se firmó el convenio de suficiencia presupuestal para que la inversión de 50 millones de pesos llegara a nuestra ciudad; se contempló que fuera a mediados de 2015 cuando concluiría la flamante infraestructura.

La primera parte del recurso llegó el 28 de marzo de 2015, cuando habían liberado los primeros 34 millones 600 mil pesos. Por lo tanto, en una semana iniciarían los trabajos, además habilitarían tres vialidades que conducirían al moderno complejo.

Pero fue hasta septiembre cuando iniciaron los trabajos, en octubre se dio a conocer que la empresa constructora se había declarado sin solvencia económica para terminar en el plazo acordado.

En los accesos al complejo se denota un notable descuido, escombros y basura se encuentran en el camino trasero del edificio, por donde las personas ingresan, ya que no hay seguridad. Una piscina olímpica luce vacía.

El interior está descuidado, pueden observarse bultos de yeso abandonados por los trabajadores que daban vida al lugar, además la butaquería que no se ha instalado en el Foro Villista.

Los vidrios que se instalaron en el complejo se están rompiendo por el viento que no pueden ser resistidas por los soportes de los cristales, de los cuales algunos yacen rotos en el piso.

Debido a la nula vigilancia, hay un cerco por la parte trasera por el cual fácilmente se puede acceder a pie y así observar el interior del Polideportivo, el cual se muestra claramente descuidado y abandonado.

Te recomendamos:

Foto: Cortesía | Ricardo Ortega

Local

Critican método rústico en mediciones de La Boquilla

Cuestionan falta de seriedad de Conagua, cuyos funcionarios usaron una soga y una placa metálica para calcular el nivel de agua de la presa, el pasado jueves

Local

“Cuevas Abundis no está vinculado con el gobernador”: Ibáñez

El director ejecutivo de la Junta Central de Agua y Saneamiento desmintió que el empresario Carlos Cuevas Abundis, hoy detenido, haya tenido un vínculo con el gobernador Javier Corral

Local

Critican método rústico en mediciones de La Boquilla

Cuestionan falta de seriedad de Conagua, cuyos funcionarios usaron una soga y una placa metálica para calcular el nivel de agua de la presa, el pasado jueves

Local

Busca AMLO anular a opositores: Corral

Señala el gobernador “vulgar manipulación” que gobierno federal hace de la información; lamenta se involucre a la seguridad pública

Sociedad

Exhibirán a agresores políticos de género

La lista del INE no conlleva por sí sola una sanción más allá de la publicación del nombre del infractor

Gossip

A Oscuras me da Risa adapta el teatro a la pandemia

El montaje modificó parte de su dramaturgia para incluir chistes y situaciones cómicas relacionadas con el Coronavirus, el distanciamiento social y la nueva normalidad

Gossip

Amparo Garrido, precursora de los programas de revista

Condujo junto con Alicia Rodríguez la emisión Usted y sus amigas en la década de los 50