/ jueves 23 de septiembre de 2021

Pandemia reduce participación de niños en los semilleros creativos

Circunstancias familiares llevó al cierre de 60 centros en diferentes estados

Debido a la pandemia de Covid-19, dos mil niños abandonaron los semilleros creativos del programa Cultura Comunitaria de la Secretaría de Cultura federal.

Falta de recursos económicos y tecnológicos para continuar los talleres en formato virtual o circunstancias familiares, fueron los principales motivos que mermaron la participación de los jóvenes que incluso, derivó en el cierre de 60 centros creativos en estados como Nayarit, confirmó Esther Hernández Torres, directora general de Vinculación Cultural.


Durante la presentación del concierto Tengo un sueño 2021, que se realizará el 7 de diciembre en el Auditorio Nacional, la funcionaria reconoció la deserción de niños y jóvenes del programa, ya sea por razones familiares o por escasez de herramientas tecnológicas para continuar con la educación en formato digital, sobre todo en las comunidades alejadas de las ciudades donde la conexión a internet es impensable.

“Fue un proceso muy difícil poder adaptar el trabajo comunitario que requería una actividad presencial y hubo casos donde el internet no es la opción, varios lugares donde no se podía trabajar de manera virtual, y en esos casos los maestros debían ir a las casas y apoyarse en los padres y entregar kits de trabajo, y evidentemente, esto provocó una merma en la cantidad de niños y niñas participantes. Hablamos que al cierre del 2020, en el total de los semilleros alrededor de dos mil niños no pudieron estar en el trabajo constante”, apuntó Hernández.

En comparación con 2019, hoy se tienen activos 280 semilleros en todo el país, lo que representa 60 menos que hace dos años. La tarea, dijo, será recuperar a esa población a través de las campañas de los promotores que acuden a cada población y reabrir los espacios abandonados.

“Hubo una merma fuerte porque el desarrollo de los semilleros depende de los maestros y los promotores, y hubo casos en que urgencias familiares y diferentes situaciones ya no permitieron que los maestros siguieran atendiendo su trabajo, existió una disminución de 60 semilleros con respecto a 2019”, añadió.

De los 280 semilleros activos, 170 participarán en el concierto de diciembre próximo –que tiene una inversión de 30 millones de pesos- con el que se cierran las actividades de este año; de estos, 771 niños tendrán una actuación en el escenario de música, teatro o danza; 600 colaborarán en la producción de la escenografía y 20 en el registro audiovisual del encuentro que lleva como eje temático la inclusión, igualdad de género y diversidad lingüística de México.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo


El programa musical será un caleidoscopio que va desde la música infantil de Silvestre Revueltas, las melodías tradicionales de culturas indígenas hasta una colaboración con Javier Camarena y Eugenia León. El repertorio será también un homenaje a quienes fallecieron debido a la pandemia, acotó Eduardo García Barros, titular del Sistema Nacional de Fomento Musical.

Además el 20 de octubre se estrenará en el Auditorio Nacional, el documental Tengo un sueño 2019, elaborado por el Semillero Creativo de Cine de la Ciudad de México, donde se muestra el proceso creativo y artístico de los niños y jóvenes que participaron en la primera edición de este proyecto, que incluye un campamento una semana previa al concierto para ensamblar todas las presentaciones escénicas y musicales.

Debido a la pandemia de Covid-19, dos mil niños abandonaron los semilleros creativos del programa Cultura Comunitaria de la Secretaría de Cultura federal.

Falta de recursos económicos y tecnológicos para continuar los talleres en formato virtual o circunstancias familiares, fueron los principales motivos que mermaron la participación de los jóvenes que incluso, derivó en el cierre de 60 centros creativos en estados como Nayarit, confirmó Esther Hernández Torres, directora general de Vinculación Cultural.


Durante la presentación del concierto Tengo un sueño 2021, que se realizará el 7 de diciembre en el Auditorio Nacional, la funcionaria reconoció la deserción de niños y jóvenes del programa, ya sea por razones familiares o por escasez de herramientas tecnológicas para continuar con la educación en formato digital, sobre todo en las comunidades alejadas de las ciudades donde la conexión a internet es impensable.

“Fue un proceso muy difícil poder adaptar el trabajo comunitario que requería una actividad presencial y hubo casos donde el internet no es la opción, varios lugares donde no se podía trabajar de manera virtual, y en esos casos los maestros debían ir a las casas y apoyarse en los padres y entregar kits de trabajo, y evidentemente, esto provocó una merma en la cantidad de niños y niñas participantes. Hablamos que al cierre del 2020, en el total de los semilleros alrededor de dos mil niños no pudieron estar en el trabajo constante”, apuntó Hernández.

En comparación con 2019, hoy se tienen activos 280 semilleros en todo el país, lo que representa 60 menos que hace dos años. La tarea, dijo, será recuperar a esa población a través de las campañas de los promotores que acuden a cada población y reabrir los espacios abandonados.

“Hubo una merma fuerte porque el desarrollo de los semilleros depende de los maestros y los promotores, y hubo casos en que urgencias familiares y diferentes situaciones ya no permitieron que los maestros siguieran atendiendo su trabajo, existió una disminución de 60 semilleros con respecto a 2019”, añadió.

De los 280 semilleros activos, 170 participarán en el concierto de diciembre próximo –que tiene una inversión de 30 millones de pesos- con el que se cierran las actividades de este año; de estos, 771 niños tendrán una actuación en el escenario de música, teatro o danza; 600 colaborarán en la producción de la escenografía y 20 en el registro audiovisual del encuentro que lleva como eje temático la inclusión, igualdad de género y diversidad lingüística de México.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo


El programa musical será un caleidoscopio que va desde la música infantil de Silvestre Revueltas, las melodías tradicionales de culturas indígenas hasta una colaboración con Javier Camarena y Eugenia León. El repertorio será también un homenaje a quienes fallecieron debido a la pandemia, acotó Eduardo García Barros, titular del Sistema Nacional de Fomento Musical.

Además el 20 de octubre se estrenará en el Auditorio Nacional, el documental Tengo un sueño 2019, elaborado por el Semillero Creativo de Cine de la Ciudad de México, donde se muestra el proceso creativo y artístico de los niños y jóvenes que participaron en la primera edición de este proyecto, que incluye un campamento una semana previa al concierto para ensamblar todas las presentaciones escénicas y musicales.

Chihuahua

Registra IMPE déficit de 40 mdp

La pandemia ha incrementado el gasto operativo

Chihuahua

Cebolla chihuahuense dispara alarma en EU

Autoridades sanitarias estadounidenses reportan a 652 personas contagiadas en 37 estados

Policiaca

Fallece hombre dentro de su casa en la colonia Cerro de la Cruz

Fueron los propios familiares del hombre, quienes hicieron el reporte a los números de emergencia

Chihuahua

Reconocen labor y profesionalismo de los médicos

En el marco del Día del Médico que se celebra este 23 de octubre

Chihuahua

Registra IMPE déficit de 40 mdp

La pandemia ha incrementado el gasto operativo

Deportes

Se acerca cierre de registros para Premio Estatal del Deporte en su edición 2021

El Premio Estatal del Deporte se ha otorgado a los deportistas y entrenadores chihuahuenses durante un período de 29 años