/ domingo 1 de diciembre de 2019

Se va La Calesa a la zona loft

Luego de 54 años en la avenida Juárez y Colón, el restaurante cambia de ubicación para dar paso a la modernidad

Continuando con el legado gastronómico, fusionando tradición, elegancia y modernidad, luego de 54 años de mantenerse como el restaurante favorito de personalidades chihuahuenses, punto de referencia de políticos y empresarios, resaltando presidentes de la República Mexicana, visita obligada de artistas nacionales y extranjeros y uno de los lugares más exclusivos de la ciudad, La Calesa, ubicada en Avenida Juárez No. 3300, cerró anoche sus puertas, para dar paso a la modernidad urbana ahora ubicándose en Distrito 1.

Recorrer la historia de este lugar es remontarse a década de los sesenta cuando una sociedad anónima encabezada por don Jaime Creel Sisniega y don Carlos Muñoz abren el restaurante más exclusivo de la ciudad que con los años se convertiría en un icono nacional y hasta internacional “visitar Chihuahua y no comer en La Calesa es como no ir a Chihuahua”, frase que se repetían quienes se consideraban amantes del buen comer y más aún de los mejores cortes de carne que ahora al igual que las cinco décadas anteriores serán servidos en La Calesa Distrito 1.

El lujo del lugar anterior y ahora el nuevo es indiscutible, impecable alfombra, música clásica interpretada en sus inicios por un cuarteto que deleitaba a los asistentes con el contrabajo, saxofón, trompeta y piano; años después fue un trío y los últimos 25 años, Eliseo Ríos, el pianista que ofrecía y seguirá ofreciendo 5 horas de música en vivo y que no pasa por alto ningún cumpleaños, recibiendo al festejado con Las Mañanitas. Mesas y sillas de la mejor madera tallada por artesanos, el bar privado para discutir asuntos de negocios, salones para eventos sociales y empresariales y el muy concurrido restaurante donde a partir de la 1 de la tarde del mediodía el valet parking estaba listo para recibir a los comensales, aquellos hombres que portando sobrios trajes venían de la oficina para seguir trabajando pero esta vez cerrando importantes tratos de negocios con socios, inversionistas y amigos y quienes continuarán con sus reuniones al mismo que tiempo que degustan un buen corte ahora en la zona loft.

La Calesa en la avenida Juárez donde permaneció por 54 años/ Fotos: Ricardo Serrano | El Heraldo de Chihuahua

El “puchero de res” la mejor entrada para muchos, acompañado por la salsa de la casa con trozos de queso y totopos con un sabor que únicamente se encuentra en este lugar donde sus especialidades son muchas: el tres mosqueteros (tres filetes, uno con mostaza, otro a la pimienta y el tercero bañado de gravy receta secreta), el flan de coco o el pay de guayaba y claro está, los tacos de pescado, asada La Calesa, los cortes de carne, el chile con queso o la machaca…, el menú tradicional sigue siendo el mismo y como un plus, platillos agregados para gusto de nuevas generaciones.

La distinción de este lugar es impecable, el servicio lo ha consolidado como uno de los mejores; los clientes nunca han sido tratados como tal, al contrario, son recibidos como invitados de honor, se les habla por su nombre o apellido y sin que ellos tengan que pedirlo se les ubica en su mesa favorita y en muchos de los casos ni siquiera necesitaban solicitar la carta, el personal de La Calesa ya sabe qué servirles, en qué término su carne, las guarniciones de su preferencia, el elote entero, de tres o seis filas o hasta desgranado, y sus bebidas preparadas exactamente como les gusta.

El restaurante alberga miles de anécdotas, desde cierres de negocios, romances de artistas que se tomaban fotografías con el personal de confianza (recordando a Aracely Arámbula y Luis Miguel), primeras citas, festejos de aniversario y la especial atención de los cocineros que consienten a los comensales como si fueran de su propia familia, sin dejar de mencionar la fineza de sus colaboradores que “tienen doctorado” en buena atención ,y por mencionar a algunos el inolvidable Eduardo Rodríguez (Chalío), que pasó cuatro décadas de su vida en el restaurante; el atento y formal Macario Rivera que durante 20 años estuvo al frente del restaurante, el barman Arturo Caraveo, el capitán Simón Flores Chavero, el carismático “mesero de las estrellas”, Pablo Chávez; los meseros que continúan laborando en esta empresa restaurantera: Ramiro Hernández, Alonso Ochoa, Javier Pérez, Alonso García, Guillermo Cienfuegos, Miguel Solís y Abraham Galván; el personal de cocina que satisface paladares: Marissa, Silvia, Blanca, Lupita, Felipe, Irene, Luly, Serafín, Martina, Norma, Toñita, Chaguito, Yolanda y el gerente general de La Calesa ahora en Distrito 1, Ramón Torres.

FINES DE AÑO...EN LA CALESA

Celebrar la llegada del fin de año en La Calesa es sinónimo de pasar una velada inolvidable con los amigos o la familia; estimados chihuahuenses año tras año se dan cita en este restaurante que sabe cómo consentir a Guillermo Vega, Martha y Jorge Neaves, Rosario y Ramiro Calderón, Sandra y Sergio Piña, Sandra y Armando Vidal, Eugenio Baeza, Federico Mares y Guillermo Prieto sólo por mencionar a algunos clientes que rigurosamente, miércoles, viernes o cualquier día de la semana, excepto los lunes, que no abre sus puertas, cenan en La Calesa.

ADIÓS ZONA DORADA; BIENVENIDO DISTRITO 1

Con la misma sangre y espíritu de ofrecer el mejor servicio el legado de don Jaime Creel y sus colaboradores continúa a través de las nuevas generaciones, que atentos a las peticiones de los clientes de antaño y ahora los millennials, abren sus puertas en Distrito 1.

Si bien, La Calesa inició funciones el 14 de septiembre de 1965, ahora en el 2019, presenta un concepto innovador con actualización, maduración y re-interpretación del estilo inglés fusionado con tendencias contemporáneas.

Foto: Soraya Núñez | El Heraldo de Chihuahua

Amplia carta que incluye entradas, ensaladas, antojitos mexicanos, cortes, pescados y mariscos, La Calesa en Distrito 1, viene mejor que nunca, en pocos días abre sus puertas para deleite de los chihuahuenses que seguirán disfrutando de un “restaurante con alma” –así le llaman- y el cual ofrece excelente servicio, calidad y calidez.

CALESA EN ZONA LOFT

1 Misma esencia

2 Impecable servicio, sabor y elegancia

3 Área de comedor, 4 privados y terraza

4 Cava con variedad de más de 750 opciones de vinos

5 Tradicionales cortes de carne, entradas y postres

Te puede interesar:

Continuando con el legado gastronómico, fusionando tradición, elegancia y modernidad, luego de 54 años de mantenerse como el restaurante favorito de personalidades chihuahuenses, punto de referencia de políticos y empresarios, resaltando presidentes de la República Mexicana, visita obligada de artistas nacionales y extranjeros y uno de los lugares más exclusivos de la ciudad, La Calesa, ubicada en Avenida Juárez No. 3300, cerró anoche sus puertas, para dar paso a la modernidad urbana ahora ubicándose en Distrito 1.

Recorrer la historia de este lugar es remontarse a década de los sesenta cuando una sociedad anónima encabezada por don Jaime Creel Sisniega y don Carlos Muñoz abren el restaurante más exclusivo de la ciudad que con los años se convertiría en un icono nacional y hasta internacional “visitar Chihuahua y no comer en La Calesa es como no ir a Chihuahua”, frase que se repetían quienes se consideraban amantes del buen comer y más aún de los mejores cortes de carne que ahora al igual que las cinco décadas anteriores serán servidos en La Calesa Distrito 1.

El lujo del lugar anterior y ahora el nuevo es indiscutible, impecable alfombra, música clásica interpretada en sus inicios por un cuarteto que deleitaba a los asistentes con el contrabajo, saxofón, trompeta y piano; años después fue un trío y los últimos 25 años, Eliseo Ríos, el pianista que ofrecía y seguirá ofreciendo 5 horas de música en vivo y que no pasa por alto ningún cumpleaños, recibiendo al festejado con Las Mañanitas. Mesas y sillas de la mejor madera tallada por artesanos, el bar privado para discutir asuntos de negocios, salones para eventos sociales y empresariales y el muy concurrido restaurante donde a partir de la 1 de la tarde del mediodía el valet parking estaba listo para recibir a los comensales, aquellos hombres que portando sobrios trajes venían de la oficina para seguir trabajando pero esta vez cerrando importantes tratos de negocios con socios, inversionistas y amigos y quienes continuarán con sus reuniones al mismo que tiempo que degustan un buen corte ahora en la zona loft.

La Calesa en la avenida Juárez donde permaneció por 54 años/ Fotos: Ricardo Serrano | El Heraldo de Chihuahua

El “puchero de res” la mejor entrada para muchos, acompañado por la salsa de la casa con trozos de queso y totopos con un sabor que únicamente se encuentra en este lugar donde sus especialidades son muchas: el tres mosqueteros (tres filetes, uno con mostaza, otro a la pimienta y el tercero bañado de gravy receta secreta), el flan de coco o el pay de guayaba y claro está, los tacos de pescado, asada La Calesa, los cortes de carne, el chile con queso o la machaca…, el menú tradicional sigue siendo el mismo y como un plus, platillos agregados para gusto de nuevas generaciones.

La distinción de este lugar es impecable, el servicio lo ha consolidado como uno de los mejores; los clientes nunca han sido tratados como tal, al contrario, son recibidos como invitados de honor, se les habla por su nombre o apellido y sin que ellos tengan que pedirlo se les ubica en su mesa favorita y en muchos de los casos ni siquiera necesitaban solicitar la carta, el personal de La Calesa ya sabe qué servirles, en qué término su carne, las guarniciones de su preferencia, el elote entero, de tres o seis filas o hasta desgranado, y sus bebidas preparadas exactamente como les gusta.

El restaurante alberga miles de anécdotas, desde cierres de negocios, romances de artistas que se tomaban fotografías con el personal de confianza (recordando a Aracely Arámbula y Luis Miguel), primeras citas, festejos de aniversario y la especial atención de los cocineros que consienten a los comensales como si fueran de su propia familia, sin dejar de mencionar la fineza de sus colaboradores que “tienen doctorado” en buena atención ,y por mencionar a algunos el inolvidable Eduardo Rodríguez (Chalío), que pasó cuatro décadas de su vida en el restaurante; el atento y formal Macario Rivera que durante 20 años estuvo al frente del restaurante, el barman Arturo Caraveo, el capitán Simón Flores Chavero, el carismático “mesero de las estrellas”, Pablo Chávez; los meseros que continúan laborando en esta empresa restaurantera: Ramiro Hernández, Alonso Ochoa, Javier Pérez, Alonso García, Guillermo Cienfuegos, Miguel Solís y Abraham Galván; el personal de cocina que satisface paladares: Marissa, Silvia, Blanca, Lupita, Felipe, Irene, Luly, Serafín, Martina, Norma, Toñita, Chaguito, Yolanda y el gerente general de La Calesa ahora en Distrito 1, Ramón Torres.

FINES DE AÑO...EN LA CALESA

Celebrar la llegada del fin de año en La Calesa es sinónimo de pasar una velada inolvidable con los amigos o la familia; estimados chihuahuenses año tras año se dan cita en este restaurante que sabe cómo consentir a Guillermo Vega, Martha y Jorge Neaves, Rosario y Ramiro Calderón, Sandra y Sergio Piña, Sandra y Armando Vidal, Eugenio Baeza, Federico Mares y Guillermo Prieto sólo por mencionar a algunos clientes que rigurosamente, miércoles, viernes o cualquier día de la semana, excepto los lunes, que no abre sus puertas, cenan en La Calesa.

ADIÓS ZONA DORADA; BIENVENIDO DISTRITO 1

Con la misma sangre y espíritu de ofrecer el mejor servicio el legado de don Jaime Creel y sus colaboradores continúa a través de las nuevas generaciones, que atentos a las peticiones de los clientes de antaño y ahora los millennials, abren sus puertas en Distrito 1.

Si bien, La Calesa inició funciones el 14 de septiembre de 1965, ahora en el 2019, presenta un concepto innovador con actualización, maduración y re-interpretación del estilo inglés fusionado con tendencias contemporáneas.

Foto: Soraya Núñez | El Heraldo de Chihuahua

Amplia carta que incluye entradas, ensaladas, antojitos mexicanos, cortes, pescados y mariscos, La Calesa en Distrito 1, viene mejor que nunca, en pocos días abre sus puertas para deleite de los chihuahuenses que seguirán disfrutando de un “restaurante con alma” –así le llaman- y el cual ofrece excelente servicio, calidad y calidez.

CALESA EN ZONA LOFT

1 Misma esencia

2 Impecable servicio, sabor y elegancia

3 Área de comedor, 4 privados y terraza

4 Cava con variedad de más de 750 opciones de vinos

5 Tradicionales cortes de carne, entradas y postres

Te puede interesar:

Local

Maestro, fundamental en la educación: Avitia

Es insustituible pese a todos los avances tecnológicos y al monitoreo por televisión, como iniciará el próximo ciclo escolar, asegura el dirigente

Local

Presentan “Estrategia y Cruzada de Corresponsabilidad”

Buscan contar con información más precisa sobre el virus y sus impactos

Local

Maestro, fundamental en la educación: Avitia

Es insustituible pese a todos los avances tecnológicos y al monitoreo por televisión, como iniciará el próximo ciclo escolar, asegura el dirigente

Local

Fallecen enfermos por atención médica tardía

Pacientes con síntomas moderados son enviados a su casa y les piden que vuelvan cuando ya estén graves: especialista UNAM

Mundo

EU y China trasladan guerra a turbia senda

Trump veta a TikTok y WeChat, anuncian movilizaciones militares por Taiwán y sancionan a funcionarios de Hong Kong

Sociedad

UNAM exhibirá casos de acosadores

El Consejo Universitario aprobó la expulsión de los alumnos que acosen a sus compañeras y la destitución del personal académico

Finanzas

Munet no resaltará plan energético: Enrique Ochoa Reza

La participación empresarial es importante en la construcción del Museo afirma el exfuncionario