/ miércoles 24 de abril de 2019

No es lo mismo…

Dicen por ahí que no es lo mismo ser borracho que cantinero.

En la política aplica. Y vaya que hay ejemplos.

Le digo dos, así rapidito: nuestro gobernador y nuestro presidente de la república.

El primero se cansó de criticar a diestra y siniestra a César Duarte, su antecesor.

Que robaba…, que tenía al estado endeudado hasta las trancas…, la corrupción…, la inseguridad y todo lo malo que había en Chihuahua…, su estado, como él decía de lejos, desde una tribuna de las muchas que ha ocupado.

El pueblo confió en él. Muchos dicen que no ganó Corral, sino que perdió Duarte.

Ahora las cosas están volteadas, la rueda de la fortuna lo pone en el otro extremo, como el principal responsable de este estado.

La inseguridad, las finanzas, los problemas sociales, etc.

Difícil gobernar y cumplir las palabras, las promesas de campaña.

Conste que no defiendo a Duarte. Que si es el diablo en persona, como dicen, que se tueste en el infierno, y si es culpable de alguna, pues que pague por ellas.

Vamos con “cabecita de algodón” (no viéndome yo, dice un buen amigo).

Éste se cansó de señalar bien y bonito durante muchos años.

Quizás pensó que nunca llegaría. Pero llegó.

Ahora es el responsable de una nación cansada de los malos gobiernos; corruptos y corruptores, de la transa, la inseguridad, la mala economía y educación, etc.

Antes todo era culpa del presidente. Se le criticaba fuerte y hasta su renuncia pedía.

Conste también que no defiendo para nada a EPN. A éste también lo deberían quemar vivo por todas las que aparentemente hizo. Aunque parece que ya se las perdonaron. Por aquello del borrón y cuenta nueva.

Ahora el presidente no tiene la culpa de nada. Todo es parte del “cochinero que le dejaron los gobiernos anteriores”.

No hablemos de culpas. Hablemos mejor de responsabilidades.

Señor gobernador, señor presidente, dejen su campaña política permanente. Porque eso parece. Mejor ¡gobiernen! Para eso se les puso en ese lugar. Para eso miles confiaron en ustedes.

Se los digo como chihuahuense y mexicano que desea que a nuestro estado y país les vaya bien. A ustedes como gobernantes. Porque si les va bien a ustedes, nos va bien a todos.


Como dice mi abuela.

Ahi’tá la ancheta.


Los invito a contactarme:

Facebook/JoséLuisSáenzNoticias

Twitter: @JLSaenzNoticias

Escucharme a las 8:00 y 15:00 horas en Radio Fórmula en el 101.7 FM, www.radioformulachihuahua.com y verme a las 8:00 p.m. en la señal de El Nu9ve por el 5.2 de señal abierta, 009 y 709 de IZZI.

Dicen por ahí que no es lo mismo ser borracho que cantinero.

En la política aplica. Y vaya que hay ejemplos.

Le digo dos, así rapidito: nuestro gobernador y nuestro presidente de la república.

El primero se cansó de criticar a diestra y siniestra a César Duarte, su antecesor.

Que robaba…, que tenía al estado endeudado hasta las trancas…, la corrupción…, la inseguridad y todo lo malo que había en Chihuahua…, su estado, como él decía de lejos, desde una tribuna de las muchas que ha ocupado.

El pueblo confió en él. Muchos dicen que no ganó Corral, sino que perdió Duarte.

Ahora las cosas están volteadas, la rueda de la fortuna lo pone en el otro extremo, como el principal responsable de este estado.

La inseguridad, las finanzas, los problemas sociales, etc.

Difícil gobernar y cumplir las palabras, las promesas de campaña.

Conste que no defiendo a Duarte. Que si es el diablo en persona, como dicen, que se tueste en el infierno, y si es culpable de alguna, pues que pague por ellas.

Vamos con “cabecita de algodón” (no viéndome yo, dice un buen amigo).

Éste se cansó de señalar bien y bonito durante muchos años.

Quizás pensó que nunca llegaría. Pero llegó.

Ahora es el responsable de una nación cansada de los malos gobiernos; corruptos y corruptores, de la transa, la inseguridad, la mala economía y educación, etc.

Antes todo era culpa del presidente. Se le criticaba fuerte y hasta su renuncia pedía.

Conste también que no defiendo para nada a EPN. A éste también lo deberían quemar vivo por todas las que aparentemente hizo. Aunque parece que ya se las perdonaron. Por aquello del borrón y cuenta nueva.

Ahora el presidente no tiene la culpa de nada. Todo es parte del “cochinero que le dejaron los gobiernos anteriores”.

No hablemos de culpas. Hablemos mejor de responsabilidades.

Señor gobernador, señor presidente, dejen su campaña política permanente. Porque eso parece. Mejor ¡gobiernen! Para eso se les puso en ese lugar. Para eso miles confiaron en ustedes.

Se los digo como chihuahuense y mexicano que desea que a nuestro estado y país les vaya bien. A ustedes como gobernantes. Porque si les va bien a ustedes, nos va bien a todos.


Como dice mi abuela.

Ahi’tá la ancheta.


Los invito a contactarme:

Facebook/JoséLuisSáenzNoticias

Twitter: @JLSaenzNoticias

Escucharme a las 8:00 y 15:00 horas en Radio Fórmula en el 101.7 FM, www.radioformulachihuahua.com y verme a las 8:00 p.m. en la señal de El Nu9ve por el 5.2 de señal abierta, 009 y 709 de IZZI.

miércoles 18 de septiembre de 2019

Batallan para lo que quieren

miércoles 10 de julio de 2019

Jefe encubierto región 4

miércoles 03 de julio de 2019

Mañanera vespertina...

miércoles 26 de junio de 2019

El mismo circo...El mismo circo...

miércoles 12 de junio de 2019

Nos falta Norberto…

miércoles 05 de junio de 2019

Capirotada…

miércoles 29 de mayo de 2019

Primer semestre: ¿Aprobado o reprobado?

miércoles 22 de mayo de 2019

¿Ave Fénix o María?

miércoles 24 de abril de 2019

No es lo mismo…

miércoles 17 de abril de 2019

Seguidores a ciegas…

Cargar Más